Naturaleza

La Ruta del Vino de Zamora cuenta con paisajes únicos donde escuchar el silencio de la naturaleza sólo interrumpido en ocasiones por el pasar de los pastores y sus rebaños. Se trata de un paisaje tradicional castellano, que combina los campos de cereal con los centenarios viñedos de la DO Tierra del Vino.

La comarca abraza el Duero a su paso por la provincia y cuyo territorio se ve atravesado, de Sur a Norte, por la Vía de la Plata o, lo que es lo mismo, por el Camino de Santiago del Sur, por lo que el transitar de peregrinos con mochila a pie, en bici o a caballo es típico a lo largo del año.

Grandes viñedos son el paisaje más predominante en la comarca, donde se desarrolla el ciclo vegetativo de sus vides.

Se encuentran en la comarca también fuentes naturales así como rutas de paseo tranquilas y alejadas del bullicio.